viernes, noviembre 14, 2008

Rape con miel


Fuímos compañeros inseparables en el cole. Pasó el tiempo y al empezar la universidad, nuestros caminos siguieron senderos distintos. Prometimos no perder el contacto y seguir viéndonos periódicamente por los siglos de los siglos, estuviéramos donde estuviéramos. Han pasado muchos años y aunque cada vez más espaciadamente, nuestra promesa se ha mantenido y ya muy de vez en cuando, procuramos cumplir con el encuentro.
Hoy hemos almorzado juntos. La última vez que lo hicimos fué hace dos años. Aunque médico de profesión, ha dedicado toda su vida a la política. Actualmente está en la oposición y es un personaje público. Nuestra amistad, basada en una infancia y pubertad entrañables, nada tiene que ver con nuestra actual manera de entender el mundo.
El chef Shojiro nos ha sorprendido con un rape guisado con soja y miel, acompañado de unos tallarines vegetales al pesto.
-¿Te has dado cuenta que ya vivimos en el futuro? me dice.
-Es cierto -le respondo- antes matábamos con ballesta y ahora lo hacemos con misiles y bombas inteligentes. La tecnología adelanta que es una barbaridad.
-Nunca había comido el rape así -me dice- pero, admite que nunca como ahora, hemos vivido tan y tan bien informados.
-Está guisado con soja y miel, le digo. Un excelente invento del chef pero creo en cambio, que sufrimos un exceso de información. Es probable que este exceso de información esté limitando la intuición y la creatividad de los humanos. Genera parálisis de la capacidad analítica y produce estrés informativo. Además, los grandes grifos de la información se abren o cierran a conveniencia. Ahora toca Obama. Ahora no toca Oriente Medio. Ahora toca crisis... ahora no toca.

-Oye los tallarines esos ¿son de pasta o son vegetales? Amigo, creo que hubieras tenido que dedicarte a la política -añade- articulas bien tus peroratas.
-Soy un mercenario sin escrúpulos del marketing. O sea, más o menos como un político. La publicidad también me ha enseñado a hacer grandes briefings y grandes peroratas. Saberle vender cualquier cosa al cliente para que el pueda vender. Suena como un soneto.
Shojiro se fabrica el mismo estos tallarines a base de espinacas prensadas. O sea que son vegetales y con la salsa de pesto están francamente buenos.
-Si. La verdad es que el rape este, ha sido una experiencia realmente interesante- termina diciendo como típica sentencia de político (o publicitario) que no significa prácticamente nada-. 

4 comentarios:

Lalodelce dijo...

Momentito, stop, alto! Las grandes empresas corporativas mediáticas pertenecen a las esferas del gobierno republicano de turno.

Sí, verdad, estamos sobre informados; no sólo eso si no que además redundemos pesadamente: estamos pésimamente sobre informados y además ladeados hacia la extrema y ultra conservadora derecha.

Blackwater. Alguien ha escuchado algo acerca de Blackwater? Los mercenarios cristianos que además representan una clase media alta norteamericana para arriba ortodoxa y funsamentalistamente cristiana? ... Main stream media. Canned news. Fox Channel. The O´reilly factor, o como se escriba. El mismo excremento mediático pero con diferente tapetes; ni siquiera la calidad varía, sólo el diseño del tapiz.

Sí, pero no. Sentencia de marketing, que además puede ser perfectamente utlizada para apoyar una teoría contraria. Ah, las bondades de la publicidad y el mercadeo! Nada que envidiar a la serpiente del paraíso de Adán y Eva.

joanet dijo...

La famosa aldea global que McLuhan nos describió en el pasado siglo y que ha traído como consecuencia la imposición del "pensamiento único", no solo consiste en la facilidad de interconectarse con el mundo gracias a las nuevas tecnologías, sino en el desmedido control por parte del poder financiero internacional de los medios de comunicación en un incontrolado juego donde imperan solo los intereses del libre mercado.
A consecuencia de este neoliberalismo, los medios de comunicación han perdido su función fundamental de contrapoder y se han convertido en meros instrumento de los grandes grupos económicos. Y estos megagrupos Mónica, (grrr) son muy muy de derechas.
Los medios de comunicación se han ido agrupando en el seno de inmensas estructuras para consolidarse como grupos mediáticos con vocación mundial.
Cuando me refería a que ahora toca Obama y ahora no toca Medio Oriente, es que durante lo mucho que ha durado mediáticamente hablando, la carrera presidencial en USA, los grandes medios han hecho simplemente desaparecer del mapa a Irak y Afganistan, por ejemplo. Estos países no han existido en los tres meses que ha durado la campaña.
Y es que cuando Estados Unidos estornuda, en el resto del mundo pillamos la pulmonía.

Y luego, dentro de toda esta confusión mediática, tendríamos que controlar muy mucho a los guionistas. Ellos son los que confeccionan los grandes discursos donde cada día más amenudo, escriben lo mismo tanto para las derechas que para las izquierdas.
Mientras paguen.

Lalodelce dijo...

Muy cierto. Hoy no se puede hablar de las corporaciones mediáticas como si fuesen empresas independientes. Estas están muchas veces construídas sólo con el objetivo de apoyar una ideología política que además se entrelaza con algún dogma religioso. Muchos intereses de por medio, tanto de poder, políticos, económicos, y de religión.

Como ver las noticias por televisión es altamente noscivo por su caracter alienizante, hay dos sitios donde voy a enterarme de lo que pasa en el mundo y que además me hacen desternillar de la risa, bueh ... casi siempre.

1) Dibujantes y columnistas unidos. Cuando el sentido del humor y la política se juntan, hasta pareciera que vivimos en un mundo vivible.

2) Jon Stewart, y su "The Daily Show". Para que dar explicaciones ... verlo no tiene pérdida.

Ahí van los enlaces.

http://caglepost.com/
www.thedailyshow.com

Que disfrutes!


http://caglepost.com/

joanet dijo...

Grácias Mónica.
Me acabo de apropiar de tus magníficos enlaces.
Son buenos de verdad!
Es auténtica contrainformación.